La Psicología Forense

La Psicología se define como la ciencia que estudia el comportamiento humano. Como toda ciencia, tiene como finalidad explicar y predecir su objeto de estudio, en este caso, el comportamiento humano.

La Psicología Jurídica es el estudio del comportamiento de las personas y de los grupos en ambientes regulados jurídicamente, así como también de la evolución de las leyes, se trata por tanto, del análisis e investigación de la dialéctica o dinámica que se establece entre el marco legal impuesto para el comportamiento humano, y de cómo éste afecta y modifica el marco regulatorio.

Por otra parte, la Psicología Forense, es el ámbito de la psicología que busca dar respuesta a las preguntas de la justicia; es decir, se trata de la aplicación de los conocimientos y saberes psicológicos, acerca del comportamiento humano, a las consultas de los tribunales.

Se trata, de este modo, de un ámbito psicológico distinto a la tradicional Psicología Clínica, siendo su principal distinción el objeto o meta; así, la clínica se orienta hacia la curación o terapéutica del paciente, mientras que el forense a la explicación y “predicción” del comportamiento delictivo, último objetivo que se hace difícil por la complejidad que encierra tal tarea. Sin perjuicio de ello, ambos comparten métodos e instrumentos, lo que, insisto, se usarán con objetivos distintos en cada caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.